Pilar Tarragón Maicas. S.General comarcal de UGT-PV Horta Nord, Camp de Túria i Camp de Morvedre

El conjunto de la sociedad hemos gritado, hemos hecho minutos de silencio, manifestaciones y concentraciones, pero no es suficiente, a las mujeres nos siguen matando.

NOS DEBEN PREOCUPAR Y MUCHO, los alarmantes últimos datos de feminicios y otros asesinatos de mujeres, 99 feminicidios en el año 2022 en España, de los cuales el peor mes ha sido el de diciembre con 19 asesinatos, el peor mes en lo que respecta a violencia de género de los últimos 20 años, y este mes de enero no hemos mejorado, vamos por el mismo camino, a fecha 23 de enero ya se habían registrado 10 feminicidios.
Estos datos no son de violencia de género, son de FEMINICIDIOS, y es así porque quiero resaltar la importancia de este dato que cuantifica los HOMICIDIOS DE MUJERES ASESINADAS POR RAZÓN DE SEXO, y es importante que demos este dato ya que de lo contrario excluimos a muchas mujeres que fallecen a manos de hombres aunque no sean sus parejas o exparejas, POR EL ÚNICO HECHO DE SER MUJERES.

Quiero pensar que a la mayoría de la sociedad nos preocupan estos datos y rechazamos toda forma de violencia, pero algo nos está pasando para que estos datos suban, para que los dos últimos meses este tipo de asesinatos se haya incrementado.

Para afrontar este problema social debemos buscar el porqué sucede y poner medidas preventivas, las que ya tenemos se demuestran insuficientes, y por ello debemos reforzarlas, sin olvidarnos de las medidas legales y policiales, que también se han demostrado insuficientes. Es un problema del conjunto de la sociedad y como tal debemos afrontarlo, por ello la Secretaria General de UGT en esta comarca pide a todas las administraciones públicas, las locales también mesas y foros para tratar este problema, e intentar poner freno a esta escalada de asesinatos.

Desde UGT consideramos urgente poner en marcha cuantas medidas sean necesarias para acabar con este terrible recuento de asesinadas y con la lacra del machismo. Todo ello desde la concienciación, educación, prevención y cuantas medidas legales y policiales sean precisas; ya que es obligación ineludible de una sociedad decente garantizar la seguridad y la libertad de las mujeres, y por la importancia de este tema a petición de la presidenta, que en esta ocasión ha sido Pilar Tarragón Maicas el Comité de UGT-PV ha arrancado con un minuto de silencio en señal de condena y repulsa por los asesinatos machistas.