Rosa María Puig Armelles y Carmen Agulló Díaz reciben sendas menciones de honor por su labor a favor de la igualdad real de las mujeres

Hoy ha tenido lugar, en la Casa del Pueblo de la UGT en Valencia el acto central conmemorativo del Día de la Mujer Trabajadora con la entrega de la mención de honor a la actividad sindical, que este año ha recaído en Rosa Mª Puig Armelles y la mención de honor a la trayectoria laboral dirigida hacia el reconocimiento de las mujeres trabajadoras, que fue entregado a Carmen Agulló Díaz.

El acto comenzó con la proyección de un audiovisual sobre el compromiso del sindicato con la igualdad, y siguió con la intervención de Petra Araque, secretaria de la mujer de la UGT-PV, quien hizo un repaso de las condiciones laborales, sociales y económicas de la mujer en la actualidad. Araque animó a los y las participantes en el acto a que siguieran esforzándose en la lucha, ya centenaria, de la liberación de la mujer.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La realidad indica que la mujer en la Comunitat Valenciana cobra un 23,8% menos que los hombres, diferencias que se cimentan en complementos, productividad, y otras cuestiones, fuera del convenio, que prolongan la situación de desigualdad que la mujer ha venido soportando desde siempre.

Araque recordó que la reforma laboral está pasando factura a las mujeres y demandó su rectificación, vindicó la necesidad de la corresponsabilidad en las tareas domésticas, tanto de los hombres como de las mujeres. Asimismo, recordó las dificultades que suponen para la conciliación de la vida laboral y personal, las carencias de equipamientos sociales en la Comunitat Valenciana, como la nula aplicación de la Ley de Dependencia o la no creación de una red de escuelas públicas para niños de 0 a 3 años. En este sentido, apeló a la responsabilidad de todos y todas para seguir luchando por la igualdad real, de la misma forma que lo han hecho las galardonadas en el día de hoy.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Por su parte, las galardonadas quisieron agradecer el premio recibido y señalaron que no eran ellas las únicas merecedoras del mismo. Así, Carmen Agulló Díaz, profesora de educación comparada e historia de la educación de la Universitat de Valencia, quiso recordar el nombre de algunas de las maestras que durante la II República o el franquismo mantuvieron viva la llama y el interés por educar a las personas en los valores de la libertad y la igualdad. Por su parte, Rosa Mª Puig Armelles hizo un recordatorio de sus actividades sindicales en aquellos primeros de la transición, cuando en un ambiente muy masculinizado comenzó a realizar su actividad en empresas y en la negociación de convenios colectivos en el sector del transporte.

Para finalizar el acto, Conrado Hernández, secretario general de la UGT-PV, se dirigió a los y las asistentes para insistir en la necesidad de avanzar en la igualdad real de las mujeres, como el sindicato siempre ha manifestado desde su creación. Recordó la importancia de que los hombres se impliquen en todas las labores y que dediquen el mismo tiempo y esfuerzo para realizarlas. Por otra parte, quiso recordar que los esfuerzos que hace el sindicato, acordando si es posible y movilizándose cuando es preciso, han de ser explicados a la ciudadanía, puesto que si los acuerdos, como el último Acuerdo Social y Económico, se explican las personas podrán entendernos mejor y seguir respaldándonos.

En este sentido, recordó que la afiliación al sindicato sigue creciendo, a pesar de quienes nos quisieran ver desaparecidos, como los grupos extremos cuya repercusión mediática es mayor que nunca en la actualidad. La afiliación crece y el número de representantes también, afirmó, lo que viene a ser un espaldarazo a nuestras actuaciones. Por último, Hernández animó a la participación de todos y todas en las manifestaciones que se desarrollarán esta tarde en Valencia, Castellón y Alicante.


 

Información básica Servicio de hogar familiar 2015