Concentración frente al Ayuntamiento de Alzira en contra del ERE de Coca Cola España

Mañana viernes 7 de febrero desde las 11,00 horas y hasta las 12,00, UGT va a realizar una concentración delante del Ayuntamiento de Alzira con motivo del Expediente de Regulación de Empleo de Coca Cola Iberian Partners, que incluye el cierre de fábricas y delegaciones comerciales en nuestro país y el despido directo de 1.258 trabajadores.

La concentración tiene como objetivo emplazar al Ayuntamiento a que intervenga delante de la Administración Central que medie para que Coca Cola Iberian Partners retire el expediente de regulación de empleo que pretende el cierre de cuatro plantas y el despido de 1.258 trabajadores y trabajadoras, que en Alicante afectaría a todos los trabajadores del área industrial, y en Valencia a cerca de un centenar de del área de atención al cliente y el área administrativa de soporte.

Resulta inmoral que una empresa líder con más de 900 millones de euros de beneficios en nuestro país en el último año y con una facturación neta de más de 3.000 millones de euros presente un ERE que provoca el sufrimiento de miles de trabajadores de nuestro país.

Por ello, ante este brutal, injusto e ilegal ERE, las organizaciones sindicales hacen un llamamiento a la unidad de acción en los paros previstos y a la participación de los trabajadores y ciudadanos sensibilizados en la lucha y en la defensa del empleo en nuestro país en todas las marchas, concentraciones y manifestaciones previstas.

Desde el Sindicato Comarcal de FITAG-UGT consideramos que Coca Cola debe retirar el expediente, ya que una empresa como ésta no tiene ningún competidor en el mercado y esa una de las empresas industriales con más beneficios del estado español. Para el sindicato este ERE supone intentar aplicar de manera brutal la reforma laboral impuesta por el Gobierno del PP.

Entendemos que es un ERE injusto y brutal que no tiene ni causas, ni fundamento y pretende enviar al desempleo a más de mil trabajadores en la situación actual. Este expediente pretende aumentar directamente los beneficios empresariales, siendo ésta su única finalidad, a costa de generar sufrimiento a miles de familias que hoy trabajan en la empresa y a todos aquellos trabajadores de empresas vinculadas que también perderían su empleo a consecuencia de esta decisión.