UGT denuncia que el médico de empresa de Ortiz amenazaba con despedir a limpiadoras

2 de febrero de 2006

EL SINDICATO REGISTRA ESCRITOS EN SANIDAD E INSPECCIÓN LABORAL POR «IRREGULARIDADES» 
 La UGT ha puesto en conocimiento de la Dirección Territorial de Sanidad las irregularidades del supuesto "Servicio Médico de Empresa" de la firma Ortiz e Hijos. Servicios y Medio Ambiente al amenazar con el despido -artículo 52 del Estatuto de los Trabajadores- a algunas empleadas de esta firma del grupo, adjudicataria de la limpieza de la Universidad de Alicante. Para la UGT, esta competencia no puede arrogársela el médico de la empresa y es sorprendente que un facultativo se preste a este tipo de actitudes, manifiestó -al margen de las denuncias- el responsable de Acción Sindical de UGT en L’Alicantí, Juan Francisco Richarte.

El escrito presentado cuestiona, además, el sistema de entrega de partes de baja por enfermedad implantado desde el mes de septiembre pasado, ya que Servicios y Medio Ambiente no tiene concertadas las contingencias comunes y el médico recogía los partes de baja y pasaba consulta a las trabajadoras en un despacho habilitado para la mercantil en una mutua. “Normalmente, los justificantes se entregan en la empresa y este sistema se aplica sólo en los casos de accidente laboral pero no para las enfermedades comunes, salvo que esté acordado, por lo que es ilegal”, indicó Richarte.

El origen de la denuncia se encuentra en una circular de la firma en la que se informa a las trabajadoras de la incorporación al servicio de un doctor al que deberán entregar los partes en mano, en el lugar y horario indicado, en unos despachos habilitados en una mutua, a no ser que se encuentren hospitalizados o inmovilizados. Igualmente, la circular alude a que junto a la entrega del justificante se pasará consulta semanal, salvo que el servicio médico, según los casos, prescinda de esta medida. A este respecto, la denuncia también recoge que en ocasiones las trabajadoras han de esperar hasta dos horas para ser atendidas por el médico, quien dice poder hacer pruebas para evaluar la veracidad de dichas bajas. Para la UGT, si con estas medidas la empresa quiere controlar el absentismo, tiene que haber un acuerdo entre trabajadores y empresa. Además una cosa es el absentismo y otra el acoso, indicó Richarte. UGT también ha denunciado los hechos ante la Inspección de Trabajo por incumplimiento de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, así como que el médico ha cesado en sus actividades, sin que se haya comunicado a los delegados de prevención.

0
0
0
s2smodern