En el Día Internacional de la Trabajadora del Hogar, la Unión General de Trabajadores recuerda que este sector de actividad que emplea a más de 600.000 personas -de las que cerca de un 90% son mujeres- se caracteriza por la precariedad, la falta de derechos, la escasa protección social y la ausencia de reconocimiento en la sociedad. UGT exige al Gobierno que retome la senda iniciada para la equiparación de derechos con el acuerdo de Diálogo Social, que dio lugar a la regulación vigente desde 2012 –que él mismo truncó- e insiste en que España ratifique el Convenio 189 de la OIT sobre trabajo decente para las trabajadoras y trabajadores domésticos. El sindicato demanda, entre otras cuestiones, la necesaria profesionalización del sector y medidas por parte de la Administración para que la parte empleadora tenga la obligación de dar de alta en la Seguridad Social a estos trabajadores.

Leer más...

0
0
0
s2smodern