8 de mayo de 2006

Representantes de UGT y del grupo municipal socialista se reunieron el pasado viernes, en la sede de la organización sindical, para intercambiar opiniones sobre determinados aspectos de la situación actual y analizar la realidad sociolaboral de la ciudad de Alicante.

 El objeto de la entrevista, realizada a petición del PSOE, que entra dentro de la ronda de contactos que el grupo está llevando a cabo con diferentes colectivos, es el de conocer la opinión y pareceres de la asociación de trabajadores respecto a algunos de los aspectos más relevantes de la política municipal. “Hemos querido que la primera reunión fuera con UGT porque es un sindicato hermano”, explicaba Manuel de Barros, portavoz municipal del PSPV-PSOE.

 La reunión, que se realizó en un ambiente cordial, terminó con el compromiso de ambas agrupaciones de mantenerse en contacto para dialogar y debatir sobre los problemas más importantes de la ciudad. Los socialistas se comprometieron a mantener informados a los sindicalistas facilitándoles las informaciones que necesiten para poder llevar a cabo un correcto seguimiento de los temas importantes.

 Por su parte, los representantes de UGT explicaron a los socialistas su preocupación por el aumento del paro. Durante el mes de abril, se registraron 14.313 desempleados, de los cuales un 55,85% es mujeres y un 70,43% pertenece al sector servicios.

 Otro de los asuntos sobre los que UGT mostró su preocupación fue la falta de suelo industrial. “Esto genera que los emprendedores se marchen y no se instalen aquí. Además, se crea una dependencia del sector servicios que está expuesto a grandes vaivenes”, explicaba Óscar Llopis, secretario comarcal de UGT.

 La falta de políticas sociales en inmigración, juventud y materia de educación también son materia de mejora en opinión de la asociación sindical, quien reclamó a su vez al Ayuntamiento una participación social en las instituciones públicas efectiva.

0
0
0
s2smodern