1 de mayo de 2006

Publicado en Información Una vez más las trabajadoras y trabajadores están llamados en este 1º de Mayo para seguir reivindicando como principios básicos la justicia social y la solidaridad. No es un día más para la Unión General Trabajadores, es una jornada en la que trasladamos a la sociedad todas aquellas demandas que nos preocupan, para poder de esta forma buscar entre todos alternativas y respuestas concretas.

Un 1º de Mayo que se celebra con un nuevo horizonte de esperanza para todos los ciudadanos, que aspiramos a una convivencia en paz sin la lacra del terrorismo. Hay que saludar de forma positiva las perspectivas que se abren por todas, a muchos años de sufrimiento y de violencia.

En este 2006 volvemos a oír a los empresarios y algunos poderes económicos proponer las mismas recetas que se pueden resumir en más flexibilidad y más desregulación. Empresarios que además han hecho una política de acompañamiento en la dejación que la Administración Valenciana ha tenido con los sectores tradicionales a pesar del grave deterioro que padecen.

En esta ocasión de forma si cabe más enérgica queremos hacer hincapié en la lacra que significa la siniestralidad laboral. Los datos de 2005 son escandalosos, un 58,60% de aumento en los accidentes mortales. Exigimos que la Generalitat y los empresarios asuman su responsabilidad, los primeros cumpliendo la ley que entró en vigor hace diez años y los segundos haciéndola cumplir. En ningún momento hemos visto declaraciones de los empleadores mostrando preocupación por el alto índice de accidentes, ni han contestado a nuestros requerimientos para, de forma conjunta, tratar este u otros asuntos que inciden negativamente en el ámbito laboral, como la precariedad.

Nuestra tasa de paro está  casi dos puntos por encima de la del Estado, el paro femenino supera en más de cuatro puntos al de la Comunidad Valenciana, la tasa de temporalidad general y la de los jóvenes en particular registran unas cifras muy altas y la contratación indefinida no llega al diez por cien.

Los empresarios siguen  haciendo uso de los contratos temporales de forma abusiva para mantener a los trabajadores y trabajadoras en situación de precariedad durante periodos de tiempo extremadamente largos. Temporalidad es sinónimo de baja productividad, baja inversión tecnológica y alta siniestralidad laboral.
Se trata, por tanto, de poner freno a las prácticas fraudulentas en materia de contratación laboral, asegurar una utilización responsable de contratación laboral y conseguir una mejor regulación de las contratas y subcontratas.

Con estos datos además se sigue demostrando la difícil  inserción de las mujeres en el mundo laboral y las enormes dificultades que tienen los jóvenes a la hora de su emancipación.

Queremos, desde la Unión General de Trabajadores hacer un llamamiento a la responsabilidad de los partidos políticos para que el Proyecto de Ley de Dependencia aprobado recientemente en un Consejo de Ministros obtenga en el trámite parlamentario un amplio apoyo y consenso.

Con este Proyecto se cumple una de las reivindicaciones históricas de nuestro sindicato. Al abordarse por primera vez en nuestro país la atención a personas en situación de dependencia, reflejando el desarrollo más importante del Estado del Bienestar, a través del impulso de este nuevo sistema de protección.

Hay todavía algunas asignaturas pendientes como la sanidad y educación pública. En materia de sanidad se siguen propiciando fórmulas de privatización de los hospitales que deben de ser públicos, las listas de espera siguen en aumento y la falta de infraestructuras son la tónica general. En lo que se refiere a la educación pública los barracones en vez de escuelas siguen estando presentes y se va a dar el caso de que muchos jóvenes van a acabar su ciclo formativo sin haber podido recibir su enseñanza en condiciones normales.

Por último queremos exigir políticas reales de integración del colectivo de inmigrantes, sin olvidarnos nunca de seguir denunciando esa forma de terrorismo doméstico que es la violencia de género y que está llegando a unos límites insospechados. Como se ve, muchas reivindicaciones para este 1º de Mayo y mucho trabajo el que todo y todas tenemos por delante.

 

Firmado: Óscar Llopis, secretario general de la UC L´Alacantí de la UGT-PVFirmado: Óscar Llopis,
secretario general de la UC L’Alacantí de la UGT-PV

 

0
0
0
s2smodern